Consejos de Seguridad de Conducción para los Ancianos

 

Consejos de Seguridad de Conducción para los Ancianos

El envejecimiento es un proceso natural pero a menudo difícil para muchas personas mayores. Afecta todos los aspectos de la vida de alguien, tanto física como emocionalmente. Manejar es una pieza importante del rompecabezas, ya que los cambios en la vista, la pérdida de audición, y la movilidad afectan tanto su seguridad como conductor y la seguridad de todos los demás en el camino.

Los cambios físicos y mentales asociados con el envejecimiento pueden dificultarle el control de su vehículo o tomar decisiones rápidas en la carretera, por lo que es importante reconocer estos cambios.

La Visión

Muchas personas mayores ya usan lentes en su vida cotidiana, ya que la vista a menudo se deteriora a medida que envejecemos. La mala visión puede ocasionar problemas para ver la carretera mientras se conduce, especialmente durante la noche o cuando las condiciones climáticas son malas.

También puede ser difícil calcular la distancia y el tiempo de reacción que necesita para las situaciones en el camino por delante. Los faros también pueden ser cegadores. Asegurarse de tener lentes adecuadas para leer las señales de tráfico y reaccionar adecuadamente en el tráfico es esencial.

Pérdida de la Audición

Una gran mayoría de personas mayores también reportan problemas con la pérdida de audición a medida que envejecen, lo que puede, otra vez, impactar la seguridad en la carretera. Poder escuchar el tráfico que se aproxima, las bocinas de los automóviles, y otras señales de advertencia es esencial para evitar colisiones y situaciones peligrosas.

Si tiene dificultades para escuchar las sirenas de emergencia, las bocinas de los automóviles, o incluso los sonidos de su propio vehículo que podrían indicar un problema mecánico, puede ser más seguro salir del asiento del conductor y dejar que otra persona le lleve a donde usted necesita ir.

Dolor en las Articulaciones

Además de los síntomas de envejecimiento que afectan sus sentidos, el envejecimiento también puede causar dificultades con la movilidad. Esto incluye dolor en las articulaciones, hinchazón, y rigidez, todo lo cual puede evitar que pueda mover su pie del acelerador al freno, cambiar de marcha, o realizar otros movimientos rápidos necesarios para una conducción segura.

Si descubre que ya no puede mirar de manera segura por encima de su hombro para revisar su punto ciego, por ejemplo, puede que ya no sea seguro ponerse al volante.

Condiciones Mentales

El proceso de envejecimiento afecta el bienestar mental de una persona, así como sus capacidades físicas. La conducción no es una excepción. Las personas mayores a menudo experimentan confusión, distracción mental, pérdida de memoria, y retraso en el tiempo de reacción, todo lo cual son peligros evidentes cuando se encuentra detrás del volante de un vehículo.

Este tipo de problemas de cognición puede hacer que los conductores conduzcan demasiado despacio o que se olviden de lo que significan ciertas señales de tráfico. Las consecuencias pueden ser desastrosas.

Podemos Ayudar

Si llega el momento en que usted decida que necesita renunciar a su libertad para conducir, confíe en el conocimiento de que lo está haciendo para crear un entorno de conducción más seguro tanto para usted como para quienes lo rodean. El proceso de envejecimiento puede ser difícil y emocional, pero la seguridad de todos es lo más importante.

En el evento de que usted o un ser querido ha estado involucrado en un choque automovilístico, estamos aquí para ayudarle. Llame a nuestra oficina de expertos abogados de accidentes automovilísticos hoy para aprender más.

FREE CASE EVALUATION

EASY. QUICK. CONFIDENTIAL.

Call today for Free Case Consultation

Locations

  • 1645 Palm Beach Lakes Blvd #900, West Palm Beach, FL 33401

  • 2727 NW 62nd St, Fort Lauderdale, FL 33309

  • 2333 Ponce de Leon Blvd #920, Coral Gables, FL 33134

  • 507 NW Lake Whitney Pl, Port St. Lucie, FL 34986

  • 210 NW Park St, Okeechobee, FL 34972